Y no poderlo decir…

Los artistas – los de verdad, no los que complacen al público para ganar dinero – son los grandes encargados de comunicar los afectos humanos. Saber lo que uno siente con claridad puede ser difícil a veces, sobre todo cuando se trata de experiencias nuevas y, luego de saberlo, decirlo suele conllevar algún grado de dificultad también. Comunicar lo que siente la humanidad ha sido desde siempre una tarea de las artes y todas las obras creativas. Por eso las mejores canciones, pinturas, teorías, etcétera son aquellas que captan mejor el sentir del pueblo al que representan. Algunas obras son universales porque, precisamente, cuentan situaciones comunes a gran parte de la humanidad. Una de esas es este poema escrito por (si no me falla la memoria) Joaquín Dicenta como parte de una obra sobre Leonor de Aquitania (si me equivoco, envíenme la información correcta y cambiamos los créditos). Yo aprendí estas letras en el colegio hace años y me parece que vale la pena exponerlas, tal vez algunos de ustedes que hayan pasado por la irrealidad incomparable del amor humano se sientan identificados.

Qué doloroso es amar y no poderlo decir

Si es doloroso saber que va marchando la vida
como una mujer querida que jamás ha de volver
Si es doloroso ignorar dónde vamos a morir
más doloroso es amar y no poderlo decir

Triste es ver que la mirada hacia el sol levanta el ciego
y el sol la envuelve en su fuego y el ciego no siente nada
ver su mirada tranquila, a la luz indiferente
y saber que eternamente la noche va en su pupila bajo el dosel de su frente
Pero si es triste mirar y la luz no percibir
más doloroso es amar y no poderlo decir

Conocer que caminamos bajo la fuerza del sino
recorrer nuestro camino y no saber adonde vamos
Ser un triste peregrino de la vida, en el sendero no podernos detener
por ir siempre prisioneros del amor o del deber
Mas si es triste caminar y no poder descansar más que al tiempo de morir
más doloroso es amar y no poderlo decir

Vivir, como yo, soñando con cosas que nunca vi
y seguir… seguir andando sin saber por qué motivo ni hasta cuando
Tener fantasía y vuelo que pongan al cielo escalas
y ver que nos faltan alas que nos remonten al cielo
Más si es triste no gozar lo que podemos soñar
no hay más amargo dolor que ver al alma morir
prisionera de un amor y no poderlo decir

Anuncios

14 comentarios en “Y no poderlo decir…

  1. dr.r.

    Creo que si… esta es la realidad de muchos de nosotros.Me parece una poesía muy bonita y triste, y jamás nunca un hetero la entenderá como nosotros.¡No leo más este blog si me pondrá así de melancólico!Si es triste amar a alguien que te ama pero tener que ocultarlo, hacer ese amor solo de ustedes y los lugares secretos que les sirvan de complices. ¿Cuánto más triste será enamorarse de un heterosexual? o de alguien que te desprecia o denigra…

    Me gusta

  2. Buenas preguntas Dr. R. Ojalá con el tiempo ya no sea tan necesario ocultar algunas cosas. Muchas parejas han llegado al punto de poder vivir en pareja de manera abierta y sin esconderse, ojalá eso sea así en el futuro para más y más gente “diversa”. Por otro lado, el tema de enamorarse de un heterosexual si eres homosexual es muy interesante, tal vez escriba algo al respecto un día de estos.

    Me gusta

  3. dr.r.: Este tipo de blog, que no es de chat y rumba, es educativo. Señala las características de las situaciones. Pero, en todo caso, es responsbilidad de cada uno buscar momentos felices. Y eso se lo labra cada uno. Por ejemplo, puedes ahorrar dinero e irte en un crucero especial para gays, que son muy divertidos… O reunirte con tus amigos simplemente para conversar, echar cuentos, reírse… Pero hay que ser realista; pertenecer a una minoría siempre tiene su lado negativo. Pero, insisto, paralelamente, puede haber muchos momentos felices.

    Me gusta

  4. a lo mejor al Dr. R no le gustan los cruceros para gays o a lo mejor se va en uno y le va mal. Por eso yo no le digo a la gente qué hacer ni les doy consejos, para eso están los amigos, no los terapeutas. La decisión es suya y ellos lo saben, lo que decidan hacer nosotros solo podemos acompañar y respetar lo que decidan.Lo que sí puedo hacer es preguntar lo que seguramente otros visitantes han pensado (ya me lo comentó uno): “¿lo de los cruceros para gays es información de primera mano?”anonimato, neutralidad y abstinencia… cómo amo a Freud!

    Me gusta

  5. jajajaja… ¿viste que la “Advertencia” que está al pie del blog es importante?No quiero que la gente piense que en el blog les decimos qué hacer y, aunque estés retirado, viniendo de un psicólogo, cualquier recomendación es peligrosa. No para el psicólogo, sino para quien puede malinterpretarla.

    Me gusta

  6. Anónimo

    La poesia de la entreda se la envia a mi amor secreto. Esta entrada la encontre devido a que cuando buscaba el blog me salio esta entrada antigua. Lo que me llamo la atencion fue ver las diferencias con el doctor alex pero veo que esto se supero.
    El doctor canton es como un angel para mi.

    omega

    Me gusta

  7. Ágata Tripailaf

    Este poema va mucho más allá del enamoramiento-idolatría. Lo aclara en su “va marchando la vida como una mujer querida que jamás ha de volver”.
    Lo sólo que se uno se encuentra cuando siente amor dentro de sí y es por ello rechazado, porque a día de hoy, la dulzura y el buen trato es cosa de locos. No es que no le puedas expresar amor-erótico a una determinada persona. Es que no le puedes expresar amor a nada.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s