El "Coming out" y el inicio del 2009

El nuevo año acaba de iniciar y, por supuesto, les envío a todos un gran abrazo para empezar este año con las pilas cargadas.  Los temas para tratar en el blog continúan llegando y sigue siendo impresionante cómo cada persona tiene, como bien dice la canción, “una historia que hablar o callar”.

Quería iniciar abordando el famoso tema del “coming out” o la “salida del closet”, como se le ha llamado coloquialmente al momento en que el individuo gay (hombre o mujer) comunica su orientación sexual a otras personas.

El coming out puede hacerse de manera sencilla y solo para quien pueda entenderlo, como cuando llevas un anillo plateado en el dedo o alguna otra de las “marcas de la comunidad“.  O bien sentando a tu familia, amigos o conocidos para decirlo directamente.

Aunque esa salida del closet – y ud. saben que aquello del closet no es necesariamente un término que me agrade – no parece ser algo deseado para muchas personas, sí es necesario para otras y suele marcar un antes y un después en la vida de muchos hombres y mujeres no heterosexuales.

Aceptar nuestras diferencias es un proceso y es necesario pasarlo y conocer esas diferencias muy bien para poder comunicarlas a los demás cuando sea necesario.  En otras palabras, primero debemos conocernos bien para luego hacer el coming out si sentimos que es necesario hacerlo en algún momento.  La razón es sencilla; las preguntas pueden llegar por montones de parte de aquellos recibiendo la información y es importante estar listos para responder, a menos que se cuente con una buena capacidad para lidiar con las incertidumbres y se esté listo para contestar algunas preguntas con un “todavía no lo sé”.

Así que ¿Has hecho un coming out alguna vez? ¿Cómo fue para ti? ¿Has sentido la necesidad de hacerlo?

He sabido de historias muy distintas y me parece que sería interesante compartir esas historias.  Tal vez podamos ayudar a alguien allá afuera.

 

Anuncios

15 comentarios en “El "Coming out" y el inicio del 2009

  1. Yo me atrevo a decir que lo importante es abrirse ” a sí mismo..” O sea, “abrirme a mí mismo…” Luego, me dí cuenta que a la gente que de verdad lo conoce y lo quiere a uno les importa muy poco la nueva información…. o, como me dijo alguien hace poco: “Me pueden decir que de repente eres extraterrestre… y no me importa… sigues siendo el mismo…” Y otro: “Prefiero pensar que tienes una capacidad de darte emocionalmente tan grande que trasciende el género…”En fin, es diferente para cada uno.A.d.o.

    Me gusta

  2. Anónimo

    Respondiendo a las preguntas de este blog, debo decir lo siguiente, sobre c/u de ellas:¿Has hecho un coming out alguna vez?Sí, en tres ocasiones. ¿Cómo fue para ti? El iniciar el cuento siempre resulta un poco difícil, hay mucha ansiedad. Pero, creo que uno mismo lo hace más difícil y complejo, pues en el interin surgen preguntas y respuestas creadas por uno que nunca se hacen realidad, sino que son creaciones de nuestra mente, a raíz de temores o miedos.El miedo que sentí fue el de sentirme rechazada o no aceptada. Sin embargo, al momento de tomar una decisión como esta pienso que lo primero que hay que tener claro es si uno mismo realmente se acepta y si se siente feliz como es, porque de ser así, la respuesta del receptor de la información, si bien puede dolernos en un momento dado, no debe ser determinante para que uno se sienta mal o bien. En este sentido, debemos ser concientes que sólo hay cabida para dos respuestas, la aceptación y la no aceptación, por tanto hay que estar preparados para ambas. En mi experiencia, en los tres casos hubo aceptación total. ¿Has sentido la necesidad de hacerlo?Sí. Tengo muchas amistades, no obstante, sólo con tres personas he sentido la necesidad de hacerlo. En mi caso, fue porque las tres son personas muy cercanas a quienes respeto y quiero y de algún modo, no me sentía en completa libertad frente a ellos y sentía que no les estaba siendo franca, cuando ellos si lo habían estado siendo conmigo. El contarles esa parte de mi a estas tres personas importantes en mi vida, me ayudó a sentirme más libre y más franca, tanto conmigo como con esta gente que quiero. Saludos,Luna

    Me gusta

  3. Anónimo

    Hola a todos Mi historia creo que será diferente a la mayoría de las personas de este blog.Desde niño siempre quise ser mujer al nivel que muchas veces soñaba que era niña, luego cuando fui creciendo me vestía con la ropa de mi hermana, cuando podía.Los años siguieron pasando y yo seguía vistiéndome de mujer cuando podía y aun sueño mucho para no decir todos los días aunque casi, que soy mujer y a veces en las mañana amanezco con una cierta sensación femenina que no se describir pero que se va cuando me levanto.A mi mejor amiga tengo de conocerle 9 años y hasta el año pasado le confense que me gustaba vestirme de chica y que siempre quise ser mujer, para mi sorpresa ella me dice que ella siempre supo que yo tenia un lado femenino y que ella solo esperaba a que se lo dijera. Decirle esto no fue nada fácil al punto de que se lo dije por msn y recién paso eso cuando le veía no le decía nada del tema solo por msn. Decirle eso me quito un gran peso de encima ya que encontré alguien que me apoya y me acepta tal y como soy.Siempre he tenido la fantasía de salir vestido de chica a la calle o una disco de ambiente, pero el temor de ser reconocido me mata, me da temor de ser reconocido por alguna persona de mi natal Chiriqui o ser reconocido por alguien de la empresa en la que trabajo porque se, que si pasa eso mi familia que es muy religiosa se derrumba y estoy seguro que me mi jefe me vota.Hoy en día me siento con ganas de contarles a otras personas como soy pero tengo temor al rechazo ya que siempre he mantenido una compostura seria muy correcta y creo que nadie se imagina la procesión que llevo dentro de mí que me agobia.Ser un travesty aquí en Panamá debe ser difícil por las burlas y rechazos que he visto.Mi orientación sexual creo que es heterosexual aunque sea difícil de creer siempre he tenido novias, y he pensado en tener algo con un hombre pero no me animo ya que física y emocionalmente no me atraen.La relación con mi mejor amiga es mucho mejor que antes ya que ella me acompaña a comprar ropa para ella y para mi y aunque suene loco cuando estoy con ella me siento libre, siento que puedo ser lo que realmente soy, es como si fueramos 2 amigas hablando de cosas de mujeres y es reconfortante y liberador para mi esos momentos.Pero como todo lo bueno acaba después tengo que volver por así decirlo al closet y ser una persona diferente a la que quiero ser.Esta es mi historia bye

    Me gusta

  4. Venezolano, el anillo plateado parece ser un “marca de la comunidad”, que muchos llevan y que, al parecer está empezando a ser acompañado de toda clase de joyería de plata o acero.Anónimo: vaya historia de coming out. Me alegra saber que tienes a alguien con quien sentirte más auténtico y ojalá puedas encontrar más espacios para serlo. Por lo pronto, aquí en el blog puedes tener un espacio (virtual al menos) cuando quieras. Y si eres heterosexual u homosexual depende en alguna forma de si te defines tú mismo como hombre o mujer. De cualquier forma, pareces estar atraído hacia mujeres.Me llama la atención lo que dices de la sensación “femenina” al despertar, porque usualmente en ese momento tenemos sensaciones más reales para nosotros mismos y no tan cubiertas por los “disfraces” del día a día.Saludos!

    Me gusta

  5. Anónimo

    Hola Dr. Alvaro gracias por sus comentarios.La sensación femenina que siento en las mañana es muy fuerte y es casi a diario, es una sensación que me gusta mucho y es como si por un momento pudiera ser yo o lo que mas deseo y mis pensamientos en esos momentos son de no querer despertarme y a la vez trato de no despertarme y tratar de mantener ese estado.Sobre si soy homosexual o no, no tengo una respuesta, en lo personal me considero gay por como soy y mis gustos los cuales son muchos iguales a los de las mujeres aunque mantengo una parte masculina ya que me gustan los deportes y otras actividades masculinas. Otro punto es que cuando estoy con una mujer teniendo relaciones tengo pensamientos o deseos de que soy una lesbiana y siempre e tenido la idea de que quizás eso seria lo ideal para mi. Pero a mi solo me gustan las mujeres lo cual crea una confusión, pero después de tanto tiempo he aprendido a aceptarme cada día mas aunque aun no lo suficiente.Gracias saludos

    Me gusta

  6. Anónimo

    Hasta ahora me entero de lo del anillo. yo uso uno de acero en el dedo anular de la mano derecha y aca en USA muchos me han preguntado si estoy casado El venezolano

    Me gusta

  7. Anónimo: a lo mejor sí son dos mujeres lesbianas. Al menos en teoría. Eso es perfectamente posible.Venezolano, me puse a buscar y fíjate que hasta hay sites de venta exclusiva para este tipo de accesorios y que van dirigidos específicamente a gente no-heterosexual. Puedes buscar una tienda online que se llama “love And Pride” y que tiene incluso colecciones diseñadas en base a íconos de la comunidad diversa gringa, como Freddy Mercury o Reichen Lehmkuhl, o a programas de Tv como The L Word o Queer as Folk.En Panamá la mucha gente gay lleva anillos de Quimera/Steal o de Argenteus (debería cobrar por la propaganda) fíjate pa’que veas.Saludos a todos… nadie más quiere contar su historia de coming out?

    Me gusta

  8. Anónimo

    Hola Álvaro entonces quiere decir que en el momento de tener relaciones sexuales si puede que actué o me sienta como una lesbiana?En su respuesta anterior a un comentario que hice decía algo sobre que las defensas en los momentos antes de despertar (la sensación “femenina” al despertar, porque usualmente en ese momento tenemos sensaciones más reales para nosotros mismos y no tan cubiertas por los “disfraces” del día a día.)A que se refiere con eso le agradecería me pudiera explicar un poco mas sobre eso, también una pregunta es malo tener esas sensaciones al despertar?Gracias saludos

    Me gusta

  9. Bueno, yo creo que todo a su tiempo. Yo sali del armario hace poco más de 10 años en el 96 a los 24. Pirmero a mi familia, es decir, papá mamá y hermana. Lo tomaron con mucha calma. Yo lloraba, y mi mamá y mi papá me calmaron. Mi hermana fue mi intérprete.Casi siempre, son los papás los que gruñen, protestan o se ofenden en estos casos. Y yo sentía que eso sucedería. Pero no fue así. Mi papá se portó a la altura. Pero siempre estaba la “esperanza” de que el hijito cambiara o se curara.Antes de todo eso, yo ya había ido por cuenta propia a las terapias con Alejandro, en el edif. de la Especializada, en el grupo de los que no queríamos ser homosexuales. Luego por cuestiones de trabajo, tiempo… y creo que algo de aceptación, dejé de ir.Luego pasé por un tiempo de bisexualidad. Ahora algunos amigos sospechaban de que yo andaba en algo “raro”. Hice mis levantes a corto plazo.No me sentía felíz del todo, por cosas que no vienen al tema. Entonces me refugiaba en otras actividades y el sexo pasó a otro plano.Conocí un par de chicos… nada serio ni comprometedor.Al final acepté que mi tendencia es homosexual… así de simple y sin complicación.Las complicaciones vinieron después… He resuelto varias. Pero sigue una, aunque no me rompo la cabeza tratando de superarla: Salir del closet DEL TODO.Es decir, no se sale del todo cuando por razones de seguridad laboral, no por mí, si no por quienes dependen de parte de mis ingresos, no puedes decir en el lugar de trabajo que no te interesan las chicas si no los chicos…Mas, sí es posible dar el ejemplo de otra forma. Hace ya casi un año trabajo para una empresa donde (como en casi todas) se dan chistes y comentarios despectivos hacia los homosexuales. cuando esto sucede, NO PARTICIPO. O simple y llanamente, NO ME RIO. Creo que es una forma en la que se sabrá poco a poco de mi orientación. Pues, por estereotipos, “el que no se burla de los cuecos es porque es cueco también” (así se comenta). De modo que puedo usar ese estereotipo a mi favor.No hay preguntas, nadie me aborda porque es fácil hacer comentarios burlescos, pero es difícil amarrarce los pantalones y preguntar con franqueza “eres gay?”, en lugar de murmurar por los pasillos.De todos modos queda entredicho…Yo pienso que esto de salir del closet no es algo que se hace de la noche a la mañana como héroes de cine. Es un proceso. Primero se sale del closet ante UNO MISMO (yo salí dos veces…). Luego a tus allegados, luego, si es necesario a terceros.Pero sí creo, que es necesario. El alma misma lo pide. Y es porque, aunque el hétero no diga a los demás SOY HETERO, lo hace en su derecho a EXPRESARCE en público, a través de tomar de la mano a su pareja del sexo opuesto, un beso, un abrazo en el cine, etc.No digo con esto que vamos todos a salir a la calle a hacerlo anárquicamente!. Solo lo cito como un hecho real.De modo, que me siento cada vez más fuera del closet* cuando salgo con mi pareja a la calle y me topo con un conocido más de tres veces… Cuando voy al cine y me han visto con la misma persona… Y me siento tranquilo, cuando nos atrevemos a agarrarnos de la mano mientras vemos la película. A veces las escondemos bajo el jacket, otras veces no…Mi familia lo ha aceptado desde el 96, y ahora me siento mejor, pues que te acepten es una cosa y otra es que acepten el hecho de que tienes pareja.*A veces decimos estar afuera, pero evitamos hacer cosas que nos “delaten”, sobretodo ante situaciones labroales como ya mencioné antes, más que sociales o familiares.

    Me gusta

  10. Vaya, Anónimo, buena historia e importantes reflexiones. Lo de salir del closet se hace varias veces y se vuelve a hacer a medida que se avanza por las etapas de vida y se entra en ambientes nuevos y situaciones distintas. Los heteros también muestran su heterosexualidad, desde usando un anillo hasta besándose en público. Ojalá, más y más personas gay tomen el riesgo de expresar su identidad y educar, de esa forma, a la población. Pero eso es decisión de cada quien.Saludos y gracias por escribir.

    Me gusta

  11. Eduardo

    Hmmm… Recientemente le he “metido mente” a esto del coming out. Yo nunca he tenido “esa” conversación con mi madre. Mi padre murió, y estoy convencido de que no lo hubiese entendido ni aceptado en lo absoluto. Desde mis veintitantos tempranos me empecé a sentir bien conmigo mismo, a aceptarme. Desde ese momento, me esforcé por conocer más respecto a cómo llevar una vida “diferente” de forma responsable y lo más ordernada posible. El camino ha sido largo, y todos los días aprendo algo. Sin embargo, aún no he comentado a mi familia acerca de mi estilo de vida, y ello ha despertado en mí la necesidad de buscar una oportunidad para tener esta conversación con mi madre (quien es la que me interesa que lo sepa inicialmente), y aquellas amistades más cercanas que me interesa que lo sepan (ya muchas de ellas lo saben, sin haber sostenido nunca “esa” conversación. Incluso durante un proceso de entrevistas para un trabajo reciente, hablé abiertamente acerca de mi preferencia sexual, dejando muy claro que ello era una característica más de Eduardo como persona, y no un “desperfecto” como ser humano. Para sorpresa de mis amistades, me dieron el trabajo, y siempre sentí equidad y respeto en el trato. Por el momento, debo “trabajar” en esto de tener la conversación pendiente con mi madre. Estoy seguro de que ella “lo sabe”, pero es importante para mí que conozca este aspecto de mi vida. Simplemente es una parte del proceso que tengo pendiente. Ya les contaré como me va…

    Me gusta

  12. Anónimo

    En los ultimos meses he pensado mucho tambien en el “coming out”, creanme que le he dado muchas vueltas a la idea en mi cabeza.

    A veces noto que todo mundo “lo sabe” (cosa que me molesta, como puedo llegar a saber si soy tan obvio? realmente me molestaria serlo)

    Con mi mamá he hecho mil y un comentarios al respecto, estoy seguro que ella lo sabe o al menos lo sospecha.
    No me importa la verdad que los demas lo sepan, tampoco tengo porque andar contando todo sobre mi. pero el asunto con mi mamá.. ese es el que me pone a pensar, no me atrevo a hablar con nadie al respecto antes de que ella lo sepa, no quiero que se entere por terceros.

    es bastante complicado esto de salir del closet, mas cuando solo tienes 18 jaja.
    No tengo motivos especifico para contarle a mi mamá, no conozco a nadie que me interese ni nada por el estilo, simplemente quiero que lo sepa, porque me molesta ocultarlo.

    NV

    Me gusta

  13. NV, tu sensación es bastante común. Y creo que tal vez el motivo que tienes de contarlo es que quieres ser más auténtico. Uno no cuenta algo como esto porque quiera tener pareja, sino porque siente que es el momento de estar más integrado y sin tener secretos.

    Suerte con eso.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s